Como hacer un trabajo genial

Es fantástico cuando alguien sabe como hacer un trabajo por lo tanto le gusta hacer bien las cosas, ¿Acaso alguna vez se han preguntado cómo lo hacen? La verdad cuando era muy joven siempre veía a personas que se les hacía fácil lo que hacían, entonces preguntaba y aunque parezca mentira pero nadie se tomaba el tiempo cómo para explicarme.

Siempre he sido apasionado por saber cómo hacer las cosas y por eso me hice la pregunta, ¿Cómo hacer un trabajo genial? Claro que el interés era porque no me gusta quedar mal y siempre hago lo posible por hacerlo bien y mejor. La falta de información me hizo y creo que es lo más acertado, de que desarrollé un sistema de aprendizaje en el cual consistía en observar.

Trabajo genialEl observar no se limita en solo ver, porque el acto de ver se lo hace en todo momento y la cantidad de información que ingresa en el cerebro por ese acto, es muy grande, La diferencia entre ver y observar es que cuando usted observa pone en función todos sus sentidos, sumados al razonamiento lógico.

En cambio cuando usted solo se limita a ver, la cantidad que ha ingresado en el cerebro es desechada por el mismo, debido que no hay ningún interés por lo que ha visto. Tengo que admitir que hay personas que necesitan que les expliquen lo que están viendo porque su frecuencia mental se basa más en el sentido del oído y por mucho que ellos vean no van a entender el sistema.

Así mismo hay personas que solo atienden si están en un ambiente cómodo para sus sentidos, porque si sienten que algo no está bien es cómo que se cierra su mente. Lo mismo sucede cuando un hijo comete un error y el padre le reclama por su acción, ¿Qué sucede cuando el hijo no dice nada por más que los padres le preguntan por su acción? Pues más por el temor debido que no se sienten seguros su mente se cierra y no le deja actuar con inteligencia, y por más que hagan no van a conseguir algo.

Ahora, cuando me di cuenta de que aprendía con observar me sentía muy bien porque estaba aprendiendo como hacer un trabajo pero, al mismo tiempo me di cuenta que lo que se me hacía fácil para mí, se le hacía difícil para otros teniendo el mismo sistema de acción o sentido, como es el visual. Esto hizo que me ponga a investigar ¿Por qué era así?

Después de un tiempo, llegué a la conclusión de que la única forma de como hacer un trabajo genial era de que te tiene que gustar lo que vas hacer, en esto muchos creen que si no le gusta es porque no le gusta pero, puede ser que a lo mejor tenga miedo de hacer mal lo que quiera hacer, eso le origina el rechazo de querer hacer algo.

Si en la mayoría de los casos es así pues hay una solución sencilla, todos tenemos gustos y por lo tanto el gusto viene de algo que nos atrae, de esta forma lo que se debe hacer es tomar lo que no nos atrae, respirar muy profundo y ver lo que se ve de esto hacer en un formato normal igual como cuando uno ve una película en televisor que es una imagen chica, no es lo mismo cuando lo ve en un cine porque todo cambia.

Lo mismo pasa cuando asiste a una fiesta y de pronto el que ameniza es un simple equipo de sonido, aunque tenga el sonido alto no es lo mismo que vaya a un campo y vea al artista en vivo. Lo mismo es cuando no quiere hacer algo, la imagen de lo que va hacer es muy chica en el formato de su mente pero, si la hace grande y a color desde luego que es otra cosa.

Es un buen método de como hacer un trabajo genial, al menos lo hago con frecuencia y es muy raro que haga algo sin voluntad y mediocre, posiblemente esté con fiebre o sin dormir pero aun así siempre termino haciendo bien las cosas. Cuando alguien tiene por costumbre hacer las cosas a la maldita sea, por lo general es porque desde muy niño no le incentivaron a la creatividad.

Dicho esto si el niño no tiene idea que su mente es un aliado y que si lo emplea bien tiene una herramienta que le puede generar mucho dinero, pues toda su vida será uno más del barrio que se pasará el día perdiendo el tiempo porque no sabe hacer nada. Es increíble ver como mucha gente piensa que las cosas deben ir en su lugar.

Lamentablemente no lo utilizan en el lugar que ellos pregonan, es decir, piensan que si usted es pintor solo debe ser pintor porque si hay que hacer un trabajo de ebanistería ya no le compete, y no me refiero a su trabajo sí no a la vida cotidiana. Usted puede ser un pintor y también ebanista incluso electricista, lo único que tiene que hacer es observar con gusto a los que saben y claro que con esto no le digo que vaya a inventar la fórmula secreta contra el sida, para eso se necesita estudios previos. Por lo tanto, tranquilamente puede ir practicando como hacer un trabajo genial.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


One Comment

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *