Conquistar sin miedo a una mujer

El problema de muchos hombres, ¿Cómo conquistar sin miedo a una mujer? Sí se puede y en algunos casos es solo cuestión de dar un paso pero antes de hacerlo, se debe estar seguro de que lo puede hacer. En fin, una mujer no es tan difícil de descifrar ya que ella sin querer da señales de sus intenciones inconscientes.

Todo hombre tiene sentimientos y el que no los tiene, está a un paso de cometer alguna tontería si es que no lo ha hecho ya. El tener sentimientos le da al hombre como para sentirse acogido por alguien que le haga sentir que es una persona especial, que en este caso es la pareja y bien por ello.

Sin miedo a mujerEn otros artículos expliqué que todo se aprende incluso a conquistar a una mujer pero así mismo se aprende a temerles, no porque sean feas, groseras, idiotas, presumidas, vanidosas y acomplejadas, como también por ser muy bellas y lindas personas, es decir, se les llega a temer por razones ajenas a ellas.

Los temores que en ciertas ocasiones se convierten en miedos, que se originan dentro de nuestra mente por alguna experiencia vivida, por lo general siempre tiene que ver con el haber pasado alguna vergüenza. Por si acaso la vergüenza no está implantada en el cerebro por defecto.

¿Qué es la vergüenza?

La vergüenza en palabras sencillas es simplemente el “Miedo al que dirán” y esto sí es implantado en el cerebro como un programa mental, ¿De qué forma? Esto se inicia desde que nacemos, en los momentos en que como padres nos reímos de nuestros hijos cuando se caen, al comienzo no da un resultado pero cuando tienen dos años en adelante sí.

Los niños empiezan a darse cuenta de los gestos de los adultos y estos transmiten las sensaciones a los niños de cuando están felices, tristes o resentidos. El cerebro del niño es una computadora virgen y todo capta sin problemas aunque no estén mirando, por esto es que de ahí es que empiezan a sentir emociones.

Con lo aprendido sobre los resentimientos y cuando el niño se reía con las risas de los padres, cuando algo le pasaba, pues ahora se da cuenta de que esas risas pueden ser burla y por esto, sus reacciones ya no son las mismas aunque no se haya dado cuenta de por qué, poco a poco aprende hasta que empieza a relacionar, risas con burla.

Para ser más precisos, cuando el niño le pasa algo, antes la mamá iba corriendo a socorrerlo y lo abrazaba y el niño se sentía protegido y mimado. Ahora, en poco tiempo ya no lo socorre, sí no que desata una risa pensando que está bien para todos. El niño al ver que nadie lo socorre y ve como todos gozan menos él, esto le hace sentir mal y llora o se molesta hasta el resentimiento. De ahí nace la vergüenza.

El temor a la mujer

El temor a la mujer nace en el momento en que un hombre ha tenido cualquier tipo de rechazo y esto no quiere decir que necesariamente, tiene que ser ahora, en este momento, porque puede haber sido en su infancia. En consciencia nadie acepta que esto le está pasando y todo porque llegas a pensar que la mujer te va a lanzar por los aires cuando te acerques.

Puede ser que en alguna ocasión si te haya pasado algo parecido con alguna mujer, pero esto no quiere decir que todas te van a lanzar por ahí. Piensa, toda mujer tiene los mismos problemas que los hombres y sienten igual, con esto, hacen lo mismo que tú haces incluso las necesidades corporales, por lo tanto, son de este planeta.

Así mismo como tu tienes recelo, temor o miedo, ellas también lo sienten, ahora lo que pasa es que por considerarse especiales esperan que uno como “Dizque hombre”  haga todo el movimiento. Esto se hace terrible para un hombre cuando ve a la mujer como la única, no sucede así cuando el hombre es un “Don Juan”.

Los mensajes corporales

La mujer tiene muchas formas de indicar cuando un hombre le gusta, aunque también lo puede hacer por dejar sentado que ella está ahí porque es la que decide. En realidad no me confío mucho de esas señales, pero si de las palabras y los gestos faciales siempre y cuando sean congruentes.

Las señales típicas de una mujer cuando hay la oportunidad de conversar frente a frente es: sentarse con las piernas cruzadas, cogerse el pelo en señal de juego, miran fijamente cuando el hombre habla, se sonríen por todo, se sientan con el cuerpo hacia adelante, las palmas de las manos siempre están expuestas, esto se completa con un brillo en los ojos.

La verdad, he tenido esas clases de señales y a mí me ha resultado negativo aunque admito, que no he intentado decir algo porque se supone que si alguien está interesada en un hombre, debe soltar más que sea una palabra de enganche y no lo han hecho, por eso es que no confío mucho en las señales, aunque sí el brillo en los ojos, eso está solo de coger.

Con esto no digo que no funcione, porque puede ser que por mi timidez no vea bien y a tiempo pero otros hombres si lo vean y tengan la facilidad de decir algo mágico. Por si en algún momento te diste cuenta de los dichosos mensajes y la mujer no reacciona favorablemente hacia ti, prueba la otra forma que es mirar bien su cara.

Las micro expresiones que es en la que más confío se ven en la cara de la mujer cuando dice algo que tenga emoción, su gesto da la verdadera señal de si le gustas o no o te tiene de pendejo haciendo de todo para que ella se divierta con tus intentos, prueba con alguien que esté a tu lado y dile algo desagradable y verás como su gesto te lo dice aunque ella no te diga nada.

Conquistar sin miedo a una mujer

Esto si es posible aunque le tangas miedo, en este caso si ya tienes en la mira a alguien que tú quieres pero no puedes acercarte, porque de eso depende mucho, el primer paso es acercarte pero no te atreves por la timidez que sientes, para esto debes buscar un aliado-a que tenga contacto con la mujer que has visto.

Esto es como tener un padrino, el plan es estar cerca y conocerla o que te la presenten. De ahí el camino es más fácil porque depende solo de ti y de nadie más, esto es que debes ser muy atento con lo que te converse sin dejar de mirarla, la mirada no debe ser fija como hipnotizado, esto puede ser interpretado como incredulidad.

Recuerda que por cada frase que te dé, tú debes sacar conclusiones de su personalidad al menos al comienzo, de esta forma ella te dará las claves para que tú sepas sobre qué conversar. Ninguna mujer en el planeta te va a escuchar si le hablas sobre algo que a ella no le importe y peor que no sea interesante para ella.

Con esto la recomendación es que debes ser lo más culto que se pueda o pedir información a la persona que te la presentó, ¿Qué le interesa o sobre que sabe hablar? Con esto ya estás sobre aviso que debes leer algo de lo que a ella le gusta habar, Flores, cosas de casa, historia, en fin hay muchas cosas. Jamás la interrumpas ni quieras corregirle.

No intentes ni aún te creas gracioso, el querer hacerle una broma a menos que sepas que a ella le gusta pero es difícil darse cuenta a primera vista. Es preferible ser original, esto es que seas tal como eres con todos que es muy seguro porque la mujer se va a sentir más a gusto, al saber que no está con alguien que trata de ser otra persona.

Si tienes alguna forma muy en particular para expresarte y que es con la que te identificas, debes consultarle si no hay problema de que hables abiertamente, si te dice que “NO” pero su cara te dice “Oh… ¿Qué irá a decirme?” mejor exprésate como ella lo hace, es mejor porque puede ser que se vaya a llevar una mala imagen de ti.

Si se te ocurre alguna invitación apenas la conoces, pienso que debes detenerte un poco y esperar, ¿Por qué? La mujer va más aprisa y es desconfiada y más si ya se ha topado con hombres volados, arriesgados. Es diferente que ella de una señal “Qué calor hace…¿Por aquí como que vi que vendían refrescos?” Esto es un buen punto para decirle “Por favor, si no hay ningún problema la invito”.

Ahora, si después de todo esto sigues con miedo de acercarte aún te la hayan presentado y todo, es hora de que revises dentro de ti, es posible que la imagen de ella la veas muy grande pero agresiva y en varias formas y tú muy pequeño al lado de ella, esto lo debes cambiar al contrario con la diferencia de que tú no estás agresivo sí no, sonriente y ella atenta. Conquistar sin miedo a una mujer no es problema.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *