Cuando lo malo se convierte en bueno

Los seres humanos en muchas veces se tiene por mala costumbre apegarse a lo negativo y desde luego que esto es aprendido, Esto ya lo he explicado hasta el cansancio por lo tanto pienso que hay que explicar que no todo es como se lo quiere ver, en este caso lo malo de la situación que en si de lejos si parece y de cerca si lo es.

Es broma por si acaso, el caso en esto es que es fácil ver como las personas  se amargan la vida con poco y nada, ahora desde luego que hay momentos en que lo que está sucediendo si tiene peso y he visto como lo negativo a tenido su curso y de verdad que ha hecho daño pero, ¿Esto se puede ver de otra forma? Claro que si.

Malo buenoPor lo general, cuando a alguien se le presenta algo como negativo que en este caso puede ser que tú tenías unos planes hechos a la medida, pero algo pasó que todo se fue al caño, en primer lugar la reacción típica es de lamentaciones y esto hace que el resultado sea más grande de lo que en verdad es.

Cuando lo malo se convierte en bueno es porque uno como persona deja de ver como tragedia aunque duela los resultados, esto es porque de algo malo el porcentaje de que salga algo bueno solo depende de nuestros ojos y entendimiento. Entender tiene mucha fuerza cuando se lo sabe utilizar a nuestro beneficio.

Como dije anteriormente, los resultados por lo general duelen pero si se pone a pensar no todo es malo porque hay una posibilidad elevada, de que no se debía concretar esos planes pero, si analizamos los puntos se va a dar cuenta de que las personas que iban a intervenir, no eran de confiar o no era el momento adecuado.

En estos casos si he tenido cierta experiencia y como ya saben que la experiencia es una equivocación pues eso mismo es lo que me ha pasado, cuando he sido necio y he seguido a pesar de que las circunstancias no daban para seguir, los resultados han sido peores.

Ahora en los momentos en que me detenía porque todo se dañaba terminaba insultando a todo y la culpa era de todos menos la mía pero, al día siguiente cuando lo malo se convertía en bueno me daba cuenta de que fue un acierto el que me haya salido mal los planes, claro que con cabeza fría veía los puntos negros de la situación.

La sonrisa y sorpresa me invadían al darme cuenta de que el resultado terminaba por ser bueno, ¿Qué pasaría si de pronto tú le declaras el amor que sientes a alguien y como respuesta recibes un rotundo “NO”? Es claro que puede ser doloroso y con posibilidad de suicidarse pero, pasa el tiempo y te enteras de que esa persona hizo vida con otro que terminó en separación.

Tú sin querer te enteras que las razones de la separación es porque aquella mujer es insoportable, entonces piensas “¿Habré tenido suerte al decirme no cuando me presenté?” Esto es claro, hay momentos en que las cosas se dan de forma misteriosa pero esto es más porque tu inconsciente te da el camino para que las cosas sucedan así. Cuando lo malo se convierte en bueno es porque así debió ser.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *