Cuando es el peor error

No sé hasta cuándo van aprender que el peor error que se puede cometer, ante una persona que le ha estado haciendo migas la vida, es el darle importancia. Pienso que todo está radicado en el ego de quién lo hace, ahora ¿Por qué a las personas les encanta sentirse importantes ante los demás?

Al mandarle un mensaje en aclaración de una acción, sin darse cuenta le están haciendo sentir a la otra persona que son ellos los verdaderos importantes y no el que le da el mensaje.

Los erroresEl peor error que se puede cometer es ese mismo, ahora ¿Qué podría haber hecho? Pienso que el peor castigo que le puede dar es saludarlo-a pero sin atención.

Es decir, saludo y sigo mi camino sin mirar atrás con actitud de ¿Ah parece que era un perro? De esa forma la otra persona recibirá una bofetada, ¿Por qué? Pues por la razón más sencilla y eso es que ya no es importante.

Esto se da porque, ¿Acaso usted le da importancia a un perro callejero que está en su camino? Lo mucho que puede hacer es ¡Hola perrito-a! y sigue. Muchos piensan que diciéndole o haciendo algo para que la mala persona se dé cuenta, lo están castigando.

Como quien dice que por lo menos que se sienta mal, eso es totalmente falso. Si usted va por la calle y de pronto ve a alguien que usted conoce, con algún atuendo, vehículo o cualquier cosa que tenga ¿No lo mira? Si lo hace y comenta algo es porque usted en algo lo envidia.

Cómo se ha dado cuenta, es de esa forma que usted lo hace importante “Mirando” y mientras más lo haga, más daño se hace usted. Entonces está claro que lo mejor que puede hacer es seguir con su vida, aunque esté el demonio a su lado.

Con esto aunque esté, lo ignora, sin darse cuenta es fijo que se va solo sin botarlo. Cómo dije anteriormente, es cuestión de ego y por lo tanto el mal no va a dejar que usted lo humille ignorándolo, entonces antes de que pase o que se den cuenta, se irá sin joder  a nadie.

Es muy efectivo, al menos lo he probado en algunas ocasiones y con personas, que no conozco que eso es peligroso. Es fácil con personas que se conoce, porque sabe de qué pata cojea al menos si tiene costumbre de abrir la boca como libro viejo, es presa fácil.

Si usted llega a tener problemas con alguien que ha tenido amistad, y no quiere saber nada de esa persona, lo único que tiene que hacer es esperar no más de 15 minutos, después pararse lo más cerca de esa persona, pero lo más serena que pueda.

Esto lo debe hacer sin mirarlo-a y de ser posible, hable con alguien que esté por ahí, después se retira y regresa 10 minutos después y hace lo mismo.

La incógnita lo embargará al agresor, se hará algunas preguntas y nunca sabrá cual es su intención, pero si sabrá que usted lo ha marginado, por lo tanto él sabrá que lo que hizo al pelearse con usted fue el peor error.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *