La Fuerza De La Gratitud

Muchos desconocen la fuerza de la gratitud y por ello, van por el mundo cual vagabundo errante que no ha conocido aún el camino. Es fácil desconocer lo que hacen las personas, por ayudar a un ser que ha necesitado de la ayuda, aunque esto haya sido de mucha importancia.

El ser desagradecido es algo que forma parte de las vidas de algunas personas, que al no saber la importancia que tiene el reconocer, hacen que sus vidas sean vacías. Lo peor es que siempre están en busca de ayuda y si dicen gracias, es por una costumbre más que por la gratitud.

Ser grato
La Fuerza De La Gratitud

Para muchos, el agradecer es algo como hacer un esfuerzo que no va bien con ellos, esto sin darse cuenta, es falta de una buena educación de sus padres.

En mis tiempos de niño, siempre escuché que debía ser agradecido porque en el momento, en que alguien da algo, lo da porque sabe que es importante hacerlo y cuando lo hace, es porque siente que está bien y eso es muy bueno. Al comienzo no entendía el significado.

De eso ha pasado un buen tiempo y ahora entiendo con claridad, lo que es cuando alguien da algo, esto no necesariamente puede ser dinero y que si lo fuera es algo material, que lo puede estar dando por caridad y aún así, de igual se debe agradecer.

Lo más importante al menos para mí, es cuando alguien da de su tiempo aunque esto no represente utilidad material, muchas veces, el tiempo es más valioso que el dinero, porque en el momento en que alguien deja de hacer algo por si mismo, para dedicarle a otro debe ser muy importante.

Hay que notar que así como hay que gente que le ha ido mal, también hay gente que si le ha ido muy bien, los que no han tenido la buena estrella, no han sido capaces de por lo menos agradecer lo poco que tienen, al contrario, maldicen la vida que llevan sin darse cuenta que es lo que pidieron.

En este caso, si ellos sintieran que deben ser agradecidos con lo que tienen, verían que su vida en cierto modo no es tan mala que se diga. Al menos doy fe de esto porque he pasado en muchas circunstancias, situaciones muy penosas incluso casi he perdido la vida.

Por esto no me acuerdo haber maldecido mi vida es más, siempre me doy cuenta que uno adquiere lo que pide, por esto se debe agradecer, para que en la siguiente situación sea agradable lo que se reciba, ¿Acaso alguien ve con ojos malos al ser que agradece por algo que recibe? Jamás.

Incluso si hay una segunda oportunidad, uno ni siquiera lo piensa para dar algo a ese ser, porque se sabe de antemano que es agradecido. Esto es automático, lo he visto y así como he agradecido a los que me han ayudado, también he recibido agradecimientos de los que he ayudado.

La fuerza de la gratitud es muy grande y siempre se está moviendo para nuestro beneficio, con esto muchos piensan que al ser agradecidos, estamos aceptando que debemos ser conformes con lo que tenemos, no es así. El entorno es nuestro solo si sabemos reconocer la fuerza de la gratitud.

Los bienes materiales son necesarios pero no te sirve de nada, si no estás en paz contigo mismo y la única forma es no deberle nada a nadie, esto incluye que ni al entorno que hace que nos llegue lo que queremos, por esto ¡Se agradecido! No cuesta nada el decir buenas palabras.

En el momento en que sientas que has hecho algo bueno agradeciendo, abres nuevos caminos para algo más grande, pero para que funcione, debes sentir que agradeces de corazón, no basta con palabras porque aquellas se las lleva el viento.

Cuando lo haces de corazón, tiene la fuerza y el peso como para que tus palabras, se graben en piedra y ni así venga la tormenta más grande de la historia, no podrá borrar lo que has dicho, aún, la piedra haya cambiado de lugar por la fuerza del viento. Debes probarlo para que tu creencia sea efectiva.

Si no sabes lo que es la gratitud y peor no la has sentido, es porque no tienes idea de lo que es apreciar lo que ya tienes, el apreciar no quiere decir que ya no quieres, al contrario, el apreciar es que sabes el valor que tiene y por tanto puedes saber cuan valioso es lo que vendrá.

Muchas veces una amistad verdadera es muy valiosa y por tal, se debe ser agradecido el que esa persona se haya fijado en ser parte de tu vida. Tu empleo, empresa, departamento aunque sea alquilado pero igualmente vives ahí, todo tiene una razón de por qué está dónde está.

No existe la mente de escasez a menos que hayas aprendido en tu vida, lo que es no tener aun teniendo de todo, eso se llama envidia y está mata y envenena. Si sientes que no tienes y esto te hace ver escasez, puedes cortarlo solo observando, mira lo que hay a tu alrededor y agradece por ello.

Verás que en poco tiempo te vas a dar cuenta, cuan afortunado eres de tener lo que tienes. Darte cuenta te abrirá el camino para que el desarrollo personal se active, así entras en frecuencia con la gratitud y está te recompensa con fortunas, material e inmaterial, la que sea igual son bendiciones.

Debes tener mucho cuidado con pensar que lo que tienes no es mucho, porque tus pensamientos son ordenes y si piensas que no es mucho, el universo entiende las dos últimas palabras, la cuales son “Es mucho” por esto te puede negar lo que quieres porque ya tienes demasiado.

Agradece lo que ya tienes porque así el universo entiende, que ya te serviste de ello por lo cual necesitas de más, así recibirás más, incluso lo que no sospechas pero lo pensante en algún momento en tu vida. La fuerza de la gratitud es muy poderosa, solo debes entender y comprender.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


2 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *