Qué es la ley de la utilidad

La ley de la utilidad, en sí parece que no es una ley como la de la gravedad pero se la acepta como tal, y ya van a saber por qué. Toda persona que está usando sus cinco sentidos utiliza  esta ley, aunque no se haya dado cuenta.

Por lo general y hablo del común de las personas, compra u obtiene de cualquier forma, objetos o servicios que en realidad no lo necesitan en el momento, ocasionando con esto gastos innecesarios y no solo eso.

La utilidadCon el tiempo se dan cuenta que tienen muchas cosas que no le sirven y terminan botándolas. Con la Programación Neurolingüística se lo puede explicar de esta forma, cuando una persona ha tenido una frustración en su niñez o adolescencia, que en si no tiene importancia en que momento fue, pero fue.

El caso es que esa frustración de no poder obtener lo que deseaba y que posiblemente le negaron, con un posible “NO” hace que en el momento de sentirse en posición de poder y no hablo de “Poder” de querer sino de “Poder” de superior esencialmente en dinero, hace que quiera comprar u obtener lo que le viene en gana sin siquiera haber hecho un estudio mental de si o de no.

Ahora, ¿De qué forma funciona? Pues es simple, cuando una persona está paseando por almacenes y me refiero a alguien que busca algo, de pronto ve un artículo que le llama la atención y en ese mismo instante, su mente empieza a trabajar ¿De qué forma? Pues empieza a buscar en su archivo de necesidades y busca la imagen de lo que está viendo en ese momento.

El tiempo que se demora en hacerlo es en fracción de segundos pero, ¿Qué pasa cuando no encuentra la imagen que busca? Simple, no lo compra ni obtiene de alguna forma como lo haría normalmente, o sea, que la persona que está centrada adquiere lo que necesita y para eso su secuencia tiene que ser congruente, eso quiere decir que su imagen mental tiene que ser igual a la que está viendo en ese momento y no precisamente exacto pero que entiende que le es útil.

En cambio, una persona que está queriendo desquitarse de su frustración, compra lo que encuentra por el simple hecho de que le gustó y nada más. Conozco personas que compran cosas y las tienen guardadas en cuartos y ya tienen años y nunca lo han usado, no porque no quieran, lo que pasa es que no saben que la tienen pero sí saben que algo tienen.

La función mental de ese tipo de personas es que cuando buscan algo y de pronto artículo o profucto que les gusta, de igual manera su mente busca la información en el archivo de necesidades, sólo que  su mente no ve ni encuentra la imagen que busca, pero sí encuentra varias al mismo tiempo, formándose una mezcla difusa, pero como su interés no es de si le sirve o no, sino de gusto, deja a un lado la imagen difusa y compra, ya que en ella no funciona la ley de la utilidad.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


2 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *