Los ciegos sociales

La humanidad por naturaleza es social y de ahí es que se crea la necesidad de que existan ciertos grupos sociales, ahora, por desconocimiento en algún momento de la vida alguien entra en un grupo o participa sin ser parte de ellos (esporádicamente) por lo tanto, pasa a ser uno de los utilizables y él o ella no se ha dado cuenta.

Con esto no digo que todos los grupos sociales (aquí no entra la red social porque ahí todos son inconscientemente utilizables aunque no lo quieran admitir) son así porque eso depende de quién es miembro, claro que en este caso se trata de grupos de supuestos amigos que mientras hay la diversión todo está bien.

SocialesAhora, ¿En qué momento se transforman en los ciegos sociales? La verdad que hay muchos momentos y uno de ellos es cuando alguien no te respeta, ¿De qué forma? La forma clásica es cuando hacen bromas pesadas y tú eres el blanco, con la diferencia de que lo hacen de una forma ingenua, es decir, lo hacen como si fuera una simple broma.

Con esta forma más de uno se habrá dado cuenta de lo clásico de cuando lo hacen. El punto de esto es que toda persona que cree necesitar de los llamados “Amigos” (porque están solo cuando ellos no deben hacer algo por alguien, pero que si “Tienen” que hacerlo por el compromiso de la mal llamada “Amistad”) y por tal piensan que se deben a ellos y no ellos a usted.

Por esta razón es que tienen miedo de no ser tomados en cuenta y automáticamente prefieren no ver lo que es evidente transformándose en los ciegos sociales. En la forma de que no respetan a una amistad también entra la de cuando hablan de ti que por lo general no es lo bueno-a persona que eres. Dicho de otra forma, eres un mal que ellos necesitan.

Y mientras tú les sirvas ya sea porque eres cómico-a cuando hablas, eres a “Todo dar” por tal te hacen sentir que eres “In” en todo, estás presto-a a todo en especial si en cualquier momento te dicen “Vamos acompáñame que nos vamos a divertir” que traducido es “Qué relajo me quiero ir a… pero mis amigos no pueden ir… Ah ya sé quién me puede acompañar a divertirme” por está razón tú pasas a ocupar el espacio que otros han dejado.

En total no eres importante pero tú piensas que si. Los ciegos sociales están en todas partes pero, tengo que admitir que en cierto modo se necesita de ciertos grupos sociales o tener amistad en el entorno en el que se desenvuelve. En este caso no se puede vivir aislado con el cuento de que uno es autosuficiente, se termina siendo apático.

Para evitar entrar en el grupo de los ciegos sociales primero (en este caso si “Tiene”) observe de que hablan, cuál es su tema de conversa, a qué se dedican incluso cuanto tiempo tienen haciendo lo que hacen, ¿Acaso tienen un progreso? También deben observar cómo miran cuando te hablan, ¿Te toman atención cuando conversas un punto de conocimiento o desvían su mirada para otro lado?

Algo que también me he dado cuenta y eso es “El toqueteo” es decir se acercan tanto que a cada rato te tocan ya sea las manos, brazo, hombro o te abrazan con frecuencia. Una amistad verdadera y sincera no necesita hacer esos alardes de demostración de apego porque el mensaje que te están mandando es “Oye ten presente que soy tu amiga…no lo olvides nunca” cuando la realidad es que no. El toqueteo más es frecuente en las mujeres.

Un ejemplo de lo que le digo; cuando la vida me sonreía apareció un compañero de colegio, en todo el tiempo que lo conocí siempre dio algo que decir y no solo conmigo sí no con los compañeros que lo conocieron. El día que apareció me cayó cómo sorpresa porque ya sabía de qué pata cojeaba pero di la oportunidad a la ley de la duda, dije o pensé “Posiblemente haya cambiado más por los años que por otra cosa” Por tal lo acepte a que entre en mi entorno de amigos.

El tiempo pasó, ¿Qué creen que sucedió? Después de dar demostración de ser un vil utilizador porque él hacía todo lo mencionado anteriormente menos el toqueteo (bueno aquí y en china sería mariconada) y después de intentar cambiar mi honorable vida, con drogas, lo cual nunca se lo acepte y por eso siempre tuvimos problemas, porque para él era parte de la diversión y de ser “In” y tenía que ser así.

Cierto día me involucró en un problema al cual entré voluntariamente, porque pensé que era mi amigo pero resultó que terminé estafado, robado, enjuiciado por dos millonarios y de paso casi termino de enemigo de unos traficantes contrabandistas, en total terminé hecho pedazos y para salir avante tuve que contratar a uno de los mejores abogados de la ciudad, ya que nadie quería coger mi caso por el riesgo.

Pasé enclaustrado en mi oficina de aquella época tres meses, no podía ni sacar la cabeza por la puerta y todo por qué, pues por ser parte de los ciegos sociales ya que no quería ver la calaña de amigo que tenía, ah… pero el decía que era mi amigo y siempre me iba a buscar para ir con otro amigo de él que era igual a él a discotecas una tras otra y así toda la noche. Mas que todo esa fue la razón del problema, quería poner una discoteca con todas las de ley incluso con pista de luces, eso fue hace 30 años y nunca se pudo por lo ya contado y más por ser miembro activo de los ciegos sociales.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *