Los comentarios malsanos

No hay nada más pesado que los comentarios malsanos que se efectúa en reuniones de amigos, ahora no es tan grave cuando lo hacen con discreción es decir sin tomar nombres y peor direcciones de domicilio. Hay personas que acostumbran a lanzar piedritas en el lago para ver qué pasa, es decir que lanzan una pequeña insinuación para saber si alguien dice algo mejor.

Al fin y al cabo solo son chismes de señoritas de cabaret que el que le toma atención es el perdedor. La intención de una persona que lanza los comentarios malsanos es de hacer daño aunque diga que no. Dependiendo del lugar dónde se efectúa  el comentario es que cambia de nombre como puede ser, “Dicen, rumor o dato”.

MalsanosEs increíble de la forma cómo lo disfrazan porque al fin sigue siendo el mismo comentario malsano. Sabían que con un comentario de esa naturaleza pueden destruir la vida de una persona, incluso hacer perder su empleo. Pienso que es una forma de hacer daño sin que se sepa quién fue el culpable, ya que siempre se oculta.

La forma de ocultarse es con “Dicen por ahí…” como también “Hay un rumor de que…” incluso con “Me dieron un dato de que…” Cómo se dieron cuenta es el mismo comentario pero con diferentes caras, que igual hacen daño ahora hay un elevado porcentaje de que el verdadero causante del mal sea la misma persona que empieza el “Dicen por ahí…”.

Hay que tener mucho cuidado cuando alguien empieza una conversación o espera a que esté solo con él y dice el mencionado comentario, eso es claro índice de que quiere que se propague  sólo que lo hace de una forma disimulada. Hay dos formas de pararlo y eso es que en el momento que va a decir el comentario le cambia de conversación, le dice que no le interesa.

Aunque esa es una forma un poco cortante y puede ganarse un enemigo silencioso y gratis que es lo más triste, la otra forma es escuchar y callar que de esa manera queda bien con el mal intencionado y con la víctima, que ni si quiera se ha enterado de lo que iba a pasar. Por otro lado hay momentos en los que uno se involucra sin querer.

Cuando uno se involucra de la forma más tonta es cuando usted dice algo delante de la persona equivocada, es muy posible que esa persona se haga el desentendido pero está escuchando todo, ¿Acaso usted conoce a alguien así? El problema se hace grave cuando ni siquiera lleva el mensaje cómo lo escuchó, lo hace a su manera.

Lamentablemente ese tipo de personas siempre se reúnen con otras de la misma calaña y hasta peores que cuando escuchan el “Rumor” empiezan con sus bromas pesadas y el uno dice de una forma y el otro de otra manera, el caso es que cuando sale de ahí la información llega totalmente transformada con efectos especiales y de lo mejor 2.4 en pocas palabras el daño está hecho y todo por los comentarios malsanos


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *