Me arrepiento de una decisión

En la vida cada persona tiene sus experiencias por las cuales su vida toma rumbos insospechados, lamentablemente esos caminos están basados por lo errores que en si marcan a la persona. Alguien por ahí me dijo “Me arrepiento de una decisión” es claro que lo que ha hecho estuvo mal pero, ¿Para quién estuvo mal?

Tomen en cuenta de que la posibilidad es de que no esté mal para ella pero si puede estar mal para otras personas, que al no aceptar lo que la persona hace, la etiquetan de una y mil formas haciendo que la que tomó la decisión se sienta mal. Por lo general, cuando se toma una decisión es porque se está seguro de que lo que va hacer es bien hecho.

ArrepentimientoAhora,  hay la posibilidad de que el entorno se confabule para que todo suceda como se piensa, que en sí no estaría mal ya que el supuesto está basado en lo que conoce. Me arrepiento de una decisión es una frase que denota desilusión, tristeza e impotencia porque está claro que lo que se hizo ya está hecho y no hay vuelta atrás.

Para tomar una buena decisión es necesario que tú sepas las bases que afirmen tu nuevo camino, es decir, si tu decisión es de cambiar tu vida y para ello debes cambiarte de lugar o de ciudad, la pregunta es ¿En qué te basarías si el lugar que vas a tomar como tu nueva dirección está en una ciudad en la cual nunca has estado?

Esto sería que por lo menos deberías saber que costumbres tienen, que clase de comida típica acostumbran a comer, ¿Acaso son gente amable? En esto no es porque tú vayas con miedo sí no que debes tener conocimiento de lo que haces, si no lo tienes, entonces sí sería una mala decisión.

Esto es igual a cuando conoces a una persona y por creer que se cayeron bien, tanto por lo chistoso que eres o buen conversador pero nadie sabe si tu carácter es ligero o violento. Lo mismo pasaría con la mujer, todos la ven sonriente pero no saben que su sonrisa pueda ser producto de un autoengaño, como protección.

Hay personas que para tomar una decisión primero consultan con alguien que sabe que no le va a dar un mal camino, aunque eso tenga cierto riesgo pero solo el hecho de preguntar le da como un impulso para continuar. En estos casos es lamentable porque la decisión no es de ella sí no dirigida por razones que no son fiables.

Solo el tiempo dirá que tan mala fue su decisión aunque en algunos casos es inmediato el resultado pero, con el tiempo y los errores llegan asumir que es otro pelo más que se le cae al perro y les da igual, que se caigan o se revuelquen como cualquier cerdo en el chiquero. Punto muy negativo para su vida en la cual, siempre estará diciendo me arrepiento de una decisión.

Una decisión debe basarse siempre en conocimientos por lo menos de base, para que en el momento en que no esté de acuerdo simplemente de un paso hacia los lados y no para atrás. Esto sería lo más recomendable que sepa que hay otras alternativas y no lo que siempre está tomado como establecido como siempre.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *