¿Por Qué Nos Resistimos A Salir De La Depresión?

Posiblemente muchas personas que están metidas, en serios problemas emocionales, se hayan hecho la pregunta, ¿Por qué nos resistimos a salir de la depresión? Para responder expongo que hay dos tipos de personas, las cuales las dos están con el problema de la depresión.

La una es la que está fuera de tratamientos psiquiátricos, pero no sabe que mucha gente acude al mismo, por lo que siente emocionalmente. Hay casos que no acude por temor, otros porque no creen que están locos (una idea que se la asocia con la psiquiatría) por eso se mantienen alejados.

La resistencia a salirEl otro tipo es el que ya está en tratamiento (intento) psiquiátrico, pero el tiempo ha pasado y no han resuelto su problema. Lo único que han conseguido es que como solución, deben estar constantemente en consulta ya que su mal no tiene solución, pero no se lo dicen porque si lo saben no tendría sentido seguir asistiendo.

El primer tipo de personas, tienen un alto grado de salir de su depresión con poco y nada, en este caso con unas cuantas consultas y listo, ¿Por qué? Por el simple hecho que todavía no están contaminados, ya sea con lo que le diga el psiquiatra o con las drogas, que le ponen por nombre medicina.

Se puede decir que es una persona con su mente sana, solo que está distraída con un recuerdo, experiencia o pensamiento repetitivo que no la deja en paz. Lo que hace la depresión es recordar sin control algo que le pasó, solo que no se da cuenta qué es y le es muy difícil controlar los impulsos emocionales.

Aunque para muchos especialistas sea cosa de risa o burla, sacar a una persona de un estado de trance depresivo, es lo más fácil que hay. El problema está en identificar lo que está en el el cerebro, guardado bajo anclajes mentales y que la mente lo usa, cada vez que cree que es necesario.

Esto para un programador neuro-lingüístico, es una aventura que solo él sabe la ruta de entrada y salida, con la diferencia que al salir lleva consigo lo que le ha hecho la vida miserable a su portador. Sin menospreciar el trabajo psiquiátrico, pero no tienen ni idea en dónde buscar lo que hace la vida, de una persona muy difícil.

Por eso al no saber lo que hacen es bloquear cierta parte del cerebro, esto lo hacen por intermedio de las llamadas medicinas (drogas), aunque en cierto modo es una ayuda, pero no dura y ese es el problema y al pasar los días, semanas, meses y peor años, cada vez se hace más grande el problema.

La mente es muy astuta y no entiende de razonamientos emocionales, solo sabe que le sirve para darle motivos para que reaccione, solo que no sabe si es bueno o malo solo que le sirve y nada más, por esto es que a cada día más grande el problema y más porque se complementa formando un todo.

Pienso que esto ya es sabido por mucha gente que acude a un psiquiatra, pero sin embargo siguen asistiendo a sus consultas, pagan sin tener nada de recelo. Por si acaso si alguien me dice que no paga porque acude a hospitales del gobierno, ye le digo que es peor, por el hecho que no cancela no puede reclamar.

En el caso que lo hiciera le pueden decir que al haber dicho eso (reclamo), padece de un síndrome traumático con un nombre sacado de su sagrado libro, con esto no puedes decir nada porque te han recetado otras medicinas, para que no sufras al querer reclamar. En total están anclados a ellos.

Estar anclados quiere decir que están aferrados a ellos, aunque sepan que cada vez están drogándolos más y más. Solo es cuestión de saber que sus pastillas se están acabando, en seguida en su mente aparece la imagen de su salvador, el psiquiatra y con eso lo único que tiene en mente es ir a pagar para que lo sigan drogando.

Muchos se basan en lo que ellos dicen y lo toman con tanta seriedad, que son capaces de decir que la “O.M.S. dice:” y continúan que la única autorizada con los suficientes conocimientos para determinar que una “ENFERMEDAD MENTAL NO TIENE CURA” son los psiquiatras y nadie más.

Con esto, nadie puede decir que eso no es cierto porque lo tildan de loco, charlatán, sabido, prontuario y todo lo que se le ocurra. Todo esto porque están tan anclados que sin conocer nada, no se dan la oportunidad de salir de la depresión que es algo garantizado, porque tienen miedo de lo que diga el psiquiatra.

Ahora la resistencia viene por falta de conocimientos sobre el tema, el miedo que siente porque sabe que le va a costar, el miedo que sienten porque cometen el error de contarle o consultarle al mismo psiquiatra, si es bueno acudir a un programador neuro-lingüista, ya saben la respuesta que le darán.

Cualquier persona que vea que su negocio está en serio riesgo, no va a dejar que su cliente fácil se le vaya, peor saber que ya no vendrá por el riesgo elevado que hay, por la salida de la depresión. Esto es hasta por sentido común, entonces de ahí viene que les hacen lo posible para que el cliente quede anclado a ellos. Ahora, ¿Por qué nos resistimos a salir de la depresión? Por miedo a los resultados sin saber qué podrá pasar.


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *