Elimina la resistencia sana el corazón con Ho’oponopono

Solo para inteligentes ¡Califica!

Elimina la resistencia sana el corazón con Ho’oponopono. Adentrándonos en este tema, resulta claro que para muchos puede parecer poco convencional lo que estamos a punto de abordar.

Cuando se trata de algo aparentemente tan sencillo, la lógica parece quedarse corta, ya que estamos ante un proceso que opera de manera inexplicable. Es precisamente aquí donde encontramos el misterio y la eficacia del Ho’oponopono.

Todo se basa en aceptar que hay un problema presente en nuestra vida. Una vez que lo reconocemos, dejamos de resistir, y es esa resistencia la que genera dolor. Al abandonar la resistencia, nuestra mente queda en un estado de receptividad.Elimina la resistencia sana el corazón con Ho'oponopono

Esta aceptación implica comprender que lo que ocurrió es parte del pasado. Ahora debemos encontrar una manera de avanzar. Pero la aceptación por sí sola no siempre es suficiente; es aquí donde entra en juego la práctica de Ho’oponopono. ¿Cómo funciona?

Principalmente a través del acto de perdonar, sobre todo a uno mismo. El verdadero daño no reside en las acciones de otros, sino en nuestra propia mente. Constantemente nos recuerda el mal que creemos haber recibido.

Elimina la resistencia sana el corazón

Sin embargo, debemos entender que este daño no está permanentemente presente en nuestras vidas; simplemente reside en nuestra mente, que funciona como un proyector de películas mentales que necesitamos detener.

Para ello, es crucial no negar lo que ocurrió, sino aceptarlo plenamente. Al abandonar la negación, dejamos de resistir, y nos preparamos para la poderosa oración de Ho’oponopono: «Lo siento, perdóname por lo que está en mí, que ha creado esto. Te amo, gracias».

A medida que incorporamos esta oración en nuestra vida diaria, comenzamos a experimentar una sensación de paz interior. Nuestro propio inconsciente nos indicará cuándo repetirla, especialmente cuando surjan otras memorias que necesitemos borrar.

Así como una supercomputadora requiere de nuestra intervención para limpiar su memoria, nosotros también debemos asumir un papel activo en el proceso de sanación. Ho’oponopono nos ofrece una poderosa herramienta para despejar nuestras mentes de las películas mentales que generan sufrimiento.

Para curar las heridas de nuestro corazón. Mediante la práctica regular de esta técnica, podemos encontrar paz interior y avanzar hacia una vida más plena y satisfactoria. Para aplicar la técnica de Ho’oponopono, simplemente toca la tecla de borrar.

Este caso se traduce en recitar la oración original: «Lo siento, perdóname por lo que está en mí, luego viene el motivo de esta frase oración y añadimos Te amo, gracias». Personalmente, encuentro que agregar estas palabras del porqué es lo que me hace daño, me funciona mejor para mí.

Lo que importa para que funcione Ho’oponopono

Sin embargo, es esencial evitar hacer preguntas como «¿Cómo?», «¿Cuándo?», «¿Por qué?» o expresiones como «No entiendo». Estas preguntas actúan como un interruptor que detiene el proceso, ya que activan la mente consciente y evitan que el inconsciente tome el control, lo que es importante para que Ho’oponopono funcione.

Una vez que comienzas a practicar Ho’oponopono, pueden ocurrir tres resultados principales. En primer lugar, es posible que encuentres que tus problemas, especialmente los más urgentes, se solucionan rápidamente o que ves claramente el camino hacia su resolución.

En segundo lugar, puede que no sientas nada en particular y te parezca que la técnica no está teniendo ningún efecto. Sin embargo, esto no significa que no esté funcionando; Ho’oponopono trabaja silenciosamente eliminando las memorias del pasado que causan sufrimiento.

En algunos casos, como el segundo, puede que te des cuenta de que los cambios son más sutiles y que Ho’oponopono está trabajando en el fondo, limpiando las memorias antiguas a su propio ritmo.

Esto puede generar intranquilidad en algunas personas que esperan resultados inmediatos, pero es importante recordar que la sanación lleva tiempo y paciencia. ¿Cómo es que Ho’oponopono cura nuestras heridas emocionales?

Para muchas personas, entender esta técnica puede resultar difícil al principio. Lo sé por experiencia propia; cuando descubrí Ho’oponopono, también me costó trabajo comprender cómo podía ayudarme.

El peor enemigo de la función

Sin embargo, descubrí que Ho’oponopono funciona mejor sin presiones, como un empleado que rinde mejor cuando no está bajo estrés. En algunos casos, puede que tus problemas, al menos aquellos que has abordado con Ho’oponopono, parezcan menos significativos a medida que tu vida se complica.

Pueden surgir problemas inesperados que te hagan sentir que tu vida está más caótica que antes. Sin embargo, esto no significa que Ho’oponopono no esté funcionando; más bien, es una señal de que la técnica está trabajando en niveles más profundos.

Desde luego que sanando las heridas emocionales arraigadas que pueden estar contribuyendo a tu sufrimiento. Es innegable que existen momentos en los que otras técnicas parecen complicar más que solucionar nuestros problemas.

Si buscamos en la red, raramente encontraremos respuestas claras; en su lugar, nos toparemos con más preguntas. ¿Por qué, entonces, algunas soluciones parecen empeorar la situación en lugar de mejorarla? Esta paradoja puede entenderse al examinar nuestra psique interna.

En lo más profundo de nuestra mente reside un niño herido, maltratado, lleno de miedo y resentimiento. Con el tiempo, este niño interior pierde la fe en la posibilidad de recibir ayuda.

Cuando la ayuda finalmente llega, la rechaza y libera más miedo, convirtiéndose en un imán para los problemas. Esta dinámica afecta particularmente a las mujeres, quienes a menudo confunden la sanación del corazón con la restauración del orgullo herido, es decir, el ego.

Elimina la resistencia sana el corazón con Ho’oponopono

La verdadera sanación no se encuentra en la venganza ni en desear el mal a quien nos ha lastimado. Más bien, radica en encontrar la felicidad y la tranquilidad interior. Es crucial comprender que la persona que nos lastimó es tan solo eso: una persona, no un ser supremo.

Por lo tanto, si deseamos sanar nuestro corazón, debemos dirigirnos a nosotros mismos y recitar la poderosa oración de Ho’oponopono: «Lo siento, perdóname por lo que está en mí, que hizo que me dejara. Te amo, gracias».

Es importante repetir esta oración tres veces seguidas, dejando que penetre en lo más profundo de nuestro ser. Si el sentimiento negativo persiste, es necesario repetirla nuevamente por tres veces más.

En ciertos casos, puede ser necesario mencionar el nombre de la persona que nos ha herido, ya que nuestro inconsciente necesita identificar claramente la fuente del dolor para poder sanarlo.

Al hacerlo, eliminamos esa información de nuestra base de datos mental, permitiendo que la paz interior reemplace el sufrimiento. Presta atención a este proceso; aunque pueda parecer sencillo, su impacto en nuestra vida puede ser profundo y transformador.

¿Qué es la resistencia emocional?

Cuando una persona se resiste a lo que está experimentando y esto contribuye a su depresión, podría estar relacionado con una negación o rechazo de la situación o emociones difíciles que están ocurriendo. Aquí hay algunas formas en las que la resistencia emocional puede contribuir a la depresión:

En lugar de enfrentar y procesar las emociones difíciles, la persona puede negar su existencia o minimizar su importancia. Esto puede llevar a una falta de autoconciencia emocional y a una incapacidad para abordar adecuadamente los desafíos emocionales.

La resistencia emocional puede llevar a la evitación de la realidad o a la negación de las circunstancias difíciles que se están enfrentando. En lugar de aceptar y adaptarse a la situación, la persona puede aferrarse a una visión idealizada o distorsionada de la realidad, lo que puede aumentar la sensación de desesperanza y desesperación.

Algunas personas pueden resistirse a aceptar la imperfección o el fracaso, lo que puede llevar a un ciclo de autoexigencia excesiva y autocrítica. Este perfeccionismo puede contribuir a sentimientos de inadecuación y baja autoestima, lo que a su vez puede alimentar la depresión.

La resistencia emocional a menudo está relacionada con un deseo de controlar las circunstancias externas o internas. Cuando las cosas no salen según lo planeado o no se pueden controlar, esto puede generar ansiedad y angustia, lo que a su vez puede contribuir a la depresión.

Es importante señalar que la resistencia emocional no siempre es negativa. En algunos casos, puede ayudar a las personas a enfrentar y superar desafíos difíciles. Sin embargo, cuando la resistencia se convierte en una barrera para aceptar la realidad y buscar apoyo, puede contribuir a problemas de salud mental como la depresión.

Buscando soluciones profesionales

Si alguien está experimentando resistencia emocional que contribuye a la depresión, es importante buscar ayuda profesional. Un Programador Neuro – Lingüístico puede no solo ayudar a la persona a explorar sus emociones y pensamientos, si no, que lo sacará de ese problema.

También puede hacer que la persona  desarrolle estrategias saludables, para hacer frente a los desafíos y encontrar una mayor aceptación y bienestar emocional. En todo caso la persona debe aprender a conocerse como ser.

En el momento en que empiece un problema emocional, se dará cuenta y así poner en práctica Ho’oponopono o buscando la ayuda con la Programación Neuro – Lingüística el cual es la mejor opción si el problema no tiene tiempo de espera.

Hay un tip rápido en la que muchas veces lo uso cuando algo me pasa, esto es que si se siente mal emocionalmente, simplemente revise en su mente y vea qué es lo que ve, que le hace sentir mal, cuando lo detecte, simplemente cambia esa imagen o película mental, hágala cómica y verá los resultados.

Datos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.