Qué es la envidia

No quería escribir sobre el este tema de la envidia pero, las circunstancias me lo permiten. La envidia es un mal que embarga exclusivamente a las personas débiles de espíritu o carentes de personalidad, al menos eso he visto en todos estos años que estoy vivo.

Una persona que sufre de envidia siempre está por debajo del que es envidiado, y no es que alguien lo ponga en ese sitial. La persona que envidia a alguien, inconscientemente se siente menos y cree en sus adentros que no puede llegar, al punto de éxito del otro.

La envidiaPor lo tanto le da coraje, rabia y se siente impotente y no le queda más que descargar su furia infernal hablando de lo que tiene la otra persona. El éxito de la envidia no es por lo que dice sino, como lo dice.

El daño en si que genera la envidia es devastador y aquí no es que hay que creer, para que le haga daño, no es necesario que tenga que creer, por una sencilla razón, “la envidia es energía que sale de su interior hacia la persona que la ha mirado” es decir, no es necesario que hable o se lo diga a usted, basta con que lo mire y es suficiente para que le dañe sus planes.

En 49 años de edad y en los 36 años que tengo trabajando he visto de todo, incluyendo que casi matan a un hijo mío, por supuesto, sólo por la envidia, ¿Cómo lo quisieron matar? Bueno hay que aclarar una cosa, el daño no fue para él, era para mí pero como siempre he tenido un carácter muy fuerte, a mí casi no me han hecho daño de esa manera.

Lo malo de esto, es que un día habían puesto tierra en la entrada de mi oficina, como mi hijo era de 3 años y yo no sabía al menos en esos momentos, de qué se trataba, pisó esa tierra y no fue más empezó a sentirse mal, por 5 ocasiones fue a parar al hospital grave, cuando llegaba a la puerta ya no tenía nada, era increíble.

Yo no creía nada de lo que mi esposa me contaba, hasta que me tocó vivir la experiencia, fue terrible y creo que no hay el espacio como para detallar lo que pasó. Los doctores no sabían que tenía y nunca lo supieron, peor cuando algo decía que sobre la posibilidad de ser otra cosa.

Después de un tiempo y ya cansado de tanto misterio busqué el lado alternativo y hasta ahora no ha sentido nada, ya tiene 25 años y está muy fuerte y pensar que tuve que correr por las calles buscando ayuda porque mi hijo se moría.

Ese es el poder de la envidia que tan generosa en su maldad que no tiene reparo en dársela a quien menos lo espera. Hay que ser muy reservado en los logros y triunfos, que toda persona tenga en su vida productiva y de ser posible no contarle a nadie, en estos casos hay que ser un poco egoísta.

Es preferible que se enteren por otros medios antes que por su boca. El que siente envidia piensa que el que le cuenta sus logros le está restregando en la cara lo torpe que puede ser al no tener logros como él. Así funciona la envidia.

[youtube dCpPWL_tjbU]


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


8 comentarios en «Qué es la envidia»

  1. Pingback: Del plomo al oro |

  2. Pingback: Las Apariencias Te Pueden Enfermar | Vivir sin miedo

  3. Augusto Vyhmeister

    Hola Roberto,
    Estoy leyendo este artículo porque por allí alguien me catalogó de envidioso, tu sabes quien… Nada más lejos de la realidad, como dicen los españoles…
    Veo y siento que no soy envidioso, alguna vez he sentido envidia pero muy en específico, y por lo que veo no ha sido ni siquiera la envidia que se conoce como envidia que es supuestamente dañina y se envía energía negativa al envidiado, en este caso fue una de sorpresa. Ah !!! El llegó a tener eso … !!! y cómo ? pero no ando de aquí para allá envidiando… ni
    Ahora bien, dije “supuestamente” … por que ? Porque Este artículo se contradice con el video de ese señor que hace contranálisis, y es por 2 cosas.
    Para hacer síntesis de lo que dijo, 1) el postula que la envidia como muchas cosas “que son consideradas negativas” no es más que un invento de la mente, los cuales “SI TU CREES EN ESO, CAES”, y te dice algo como “mira flaco, ándate para otro lado a freir monos porque a mi no me vienes con cuentos ni me vendes ni un pescado … jaja” … y con eso soluciona muchas de los problemas mentales que la propia mente se crea.( lo que he escuchado que le dice una persona a otra CNN, o sea, te estas pasando rollos) 2) Lo otro que dice : “La envidia es un halago” lo que se contradice con tu posición en este artículo.
    Ahora bien, qué es lo que importa ? Yo creo que por un lado importa lo que uno crea pero también hay que saber donde uno se mete porque si no puede salir trasquilado., sabio consejo que quizá mi padre decía: No hay que meterse en camisas de 11 varas.
    Finalmente, lo que si han sido incontables errores en mi vida, fue precisamente haber contado a muchos mis planes en distintas áreas de mi vida, lo que obviamente si generó envidia, que hasta los comentarios de ciertas personas las recibí por terceros y que creo que me ha generado mucho daño y que espero pronto repararlo y salir BIEN adelante.

    1. Hola, como te habrás dado cuenta ese vídeo no lo hice yo, solo está como una referencia u otro punto de vista sobre el tema. Cuando sea yo, puedes decir que me contradigo, pienso que está claro. Eres muy envidioso y eso se nota en especial cuando hablas de tus fracasos que no es otra cosa que has hecho mal todo lo que has hecho, eso que hablas de más de lo que quieres hacer, ¿Por qué crees que es? Es porque quieres que los demás sepan que tú eres el que lo haces, que en pocas palabras, te sientes menos de los demás y por eso entra la envidia hacia ellos.

      La envidia es personal y no de los vecinos.

      Gracias por el comentario
      Roberto Sanahuano
      Programador Neuro-Lungüista
      Terapias cambios personales

      1. Hola,
        Bien, he leído otro artículo tuyo (Quite las malas yerbas de la envidia), y me confirma que no soy para nada envidioso, y no me interesa de que lo digas, lo que si no se, es por qué lo dices, y por qué entraste en este tema …. En ese artículo supuestamente explicas muy bien lo que es la envidia pero por lo que veo para nada es ese sentimiento que alguna vez he sentido..
        Lo que si me gustaría es que lo demuestres, para ver si es verdad lo que tu dices, porque si lo dices, por algo será y no me pongo ciego a nada y estoy abierto a ello.
        Por ahora, se ve confusa tu respuesta, la repasaré para ver si la entiendo.
        Ahora bien, con las conclusiones que das en ese artículo, de que otras personas le pueden hacer daño a uno con la envidia, tampoco reconoces que he recibido daño por envidias de otros.
        Gracias.

        1. No has entendido lo que respondí. lee siquiera unas diez veces para ver si algo entiendes, deja el ego a un lado.

          Gracias por el comentario
          Roberto Sanahuano
          Programador Neuro-Lungüista
          Terapias cambios personales

          1. Augusto Vyhmeister

            Hola, he leído y releído varias veces, y me ha costado entender, creo que como está redactado uno puede confundirse, porque se puede interpretar de que ellos sienten envidia, al sentirse uno menos …
            Lo que postulas es que yo hablo de mis fracasos en lograr algo, y a la vez de lo que he querido lograr, y lo hago porque quiero que los demás sepan o crean que yo lo hago bien o lo haría bien ( aunque eso es un engaño del EGO, que ladra sin cesar, supongo que allí postulas de que una persona de que hace bien las cosas y no se siente menos que nadie no le es necesario hablar de lo que es, hace o logra, porque se conoce a si mismo y por lo tanto se queda callado. además, sabe en que falló y lo toma como experiencia ( tal cosa no hay que hacer, eso no funciona, y eso otro si funciona ) ). Al hacer eso (hablar … de mis …) me siento menos que los demás y eso quiere decir que al hablar, quejarme, justificarme o culparme … ( a mi y/o a otros) siento envidia de los que sí lo han hecho o logrado, y por eso soy un envidioso de primera.?

          2. Exactamente es así, pero esto no quiere decir que no sepas hacer las cosas, lo que dice es que tu crees que es necesario que los otros sepan y es ahí cuando en muchos casos, se cometen errores en especial al querer o pretender que todos sepan.

            Gracias por el comentario
            Roberto Sanahuano
            Programador Neuro-Lungüista
            Terapias cambios personales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.