Por qué se come demasiado

Por qué se come demasiado. Para aquellos que están pasando por la amarga experiencia del sobrepeso y no saben por qué se come demasiado, me veo en la necesidad de ampliar desde otro punto de vista sobre las razones o causas de tanto impulso por el comer.

Tengo que aclarar que hace un par de años escribí sobre esto pero desde un punto profesional, ahora en este caso lo voy hacer como si fuera uno más de los afectados, desde luego que nunca he llegado a extremos con mi peso.

Aunque reconozco que hubo un tiempo que subí tanto que para mi estatura era demasiado, con decir que ni me podía agachar a recoger algo del piso porque parecía que no iba a levantarme.

Por qué se come demasiado

Se come demasiado

Mi peso ideal para mi estatura es de 60 kilos y en esos tiempos llegó a 76 kilos y con ese peso vino acompañado de muchos síntomas, los que incluyen; mareos, falta de aire, subida de presión, bajada de presión, mal genio, nerviosismo, depresión con facilidad.

En esos tiempos, todo tenía sentido pero a la manera que uno quería ver y no como debía. Esto quiere decir que para todo la culpa era de alguien menos de uno y por tal razón, no se escucha a nadie porque todos están equivocados.

Mi problema en si era porque desde luego comía demasiado y con eso no quiero decir que me limitaba a lo que me servían para comer, si no que por cada plato servido pedía un poco más, claro que me lo daban porque si no era así me molestaba.

Esta actitud es típica del macho de la casa y la esposa sumisa que obedece a ciegas por el temor que el marido se enoje, algo tonto porque si reaccionaba bien a la situación, nunca hubiera tenido problemas de sobre peso y tener que pagar consecuencias de salud.

¿Por qué llegué a extremos en la comida?

La verdad que en esos tiempos nunca me fijé en lo que me doy cuenta ahora, porque para un joven de 20 a 30 años, la vida como que tiene un color (aunque ficticio) tan a buen tono que no ve la realidad.

Por esa razón es que no vi que por cada situación de tensión comía y siempre fue así, incluso, cuando estaba comiendo tenía los pensamientos solo de lo que tenía pendiente el cual, me mantenía en una especie de alerta pero más por miedo que por otra cosa.

El resultado de todo esto es que empecé a tener problemas de peso y cada vez la ropa me quedaba más chica. Una vez que sin querer me senté frente a un espejo, me puse a observarme y me di cuenta que ya no era el que fui unos años antes.

Esto era porque vi que ya no tenía cuello y con una duda tremenda de si así era como normal, busqué en mi banco de memoria de mi cerebro y recordé que si tenía cuello, esto me causó sorpresa y temor sobre que iba en camino hacia rodar en vez de caminar.

Al otro día ya estaba de nuevo en la comida porque el susto solo fue por esa noche pero si me puso a pensar, en ¿Cómo sería si seguía engordando? Esa pregunta que me hacía se juntaba con otras sobre mi nuevo presente y con eso, se completaba con lo que me pasaba todos los días por trabajo.

Todo esto provocaba ansiedad y desde luego que ni me daba cuenta porque en seguida compraba algo para comer, lo que sea que de igual me lo comía ya que después me tranquilizaba, nunca relacioné lo que sentía con la comida.

¿Las personas obesas tienen el mismo problema?

Se puede decir que si pero hay una pequeña y gran diferencia, la ansiedad de ellas es selectiva. Ahora, ¿Qué quiere decir esto? Esto se da en personas que han pasado por experiencias dolorosas pero que no lo toman como algo evidente.

Esto hace que una persona que ha sufrido por algo, busca una manera de salir de ella y por consejos de psicólogos (en gran parte) logran que todo lo que les hace sufrir en el presente como si recién le haya pasado, lo dejan pasar pero sin eliminarlo de su vida.

Eso es que al pensar que lo “superan” (dicho por psicólogos) lo que han hecho es esconder en lo más profundo de su cerebro pero, como la mente es tan poderosa y actual, para no perderla de vista, le pone un nombre a la carpeta dónde va el archivo que tanto le ha servido para hacerle la vida miserable.

Este nombre se llama “Anclaje” que puede ser identificado con cualquier etiqueta que le asigne para identificar al archivo que está dentro. ¿Quién puede acceder a ella? Pues uno mismo y para poderlo hacer, solo se necesita de dar con el nombre del anclaje.

Para que se pueda se necesita que vea, escuche o lea algo que tenga relación con lo que le pasó en otro momento y que está bien guardado en su cerebro, el resultado es que se desata un sin fin de pensamientos que generan emociones.

Estas emociones le dan sensaciones que en las personas que comen por ansiedad, le produce solo hambre porque inconscientemente cree que solo así se queda en paz. El resultado de esto es que cada vez engorda más.

Por esta razón es que ningún tratamiento médico ni el famoso BYPASS gástrico le sirve, aunque al comienzo sí, pero al pasar un año, el estómago empieza de nuevo a crecer porque la persona se quitó un poco de su cuerpo pero no la razón de por qué come.

Hay mucha gente que ha bajado de peso y eso es verdad, pero solo se quedan ahí si lo que detona las ganas de comer es eliminado de su interior mental. Si no lo hacen, su cuerpo recupera como si fuera una memoria su peso anterior y lo que dejó de aumentar.

Hay casos de personas que han bajado tanto que fueron celebridades por un tiempo, pero una vez que regresaron a su vida anterior, su casa, su familia y dejaron atrás todo el proceso de como llegó al peso ideal, se activó de nuevo el detonante que hacía que coma sin freno.

Después de unos años, ya ni podía levantarse de la cama porque recuperó el peso anterior y de paso hasta se murió. Con todo esto no existe en el mundo que haga que una persona baje de peso con tratamientos médicos, quirúrgicos ni dietas especiales.

En conclusión:

Entonces, ¿Por qué se come demasiado? La única razón es traumas emocionales que no lo dejan en paz, aunque esto sea inconsciente no quiere decir que no exista. Si quiere bajar de peso, primero pregúntese si no tiene frustraciones en la vida, mal tratos emocionales o rechazos.

Vídeos muy buenos

Has clik arriba

Muchos datos de interés en mi canal


Si tienes alguna duda, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog


2 comentarios en «Por qué se come demasiado»

  1. Hola,
    Estaba leyendo este artículo y me llamó la atención un tema que en general no se trata ni en internet, ni en libros, ni en las consultas con nadie … por qué ? No lo se al 100%, pues no soy especialista, pero me gustaría que incluso hicieras un artículo relacionado con el tema, yo creo que tendría bastante aceptación. Y eso va desde psicólogos, consejeros, chamanes, curanderos, brujos y psiquiatras, o sea, una buena cantidad de CHANTAS ( ojo no son todos, y por eso una idea es saber cómo detectarlos).
    Esta frase:”Esto hace que una persona que ha sufrido por algo, busca una manera de salir de ella y por consejos de psicólogos (en gran parte) logran que todo lo que les hace sufrir en el presente como si recién le haya pasado, lo dejan pasar pero sin eliminarlo de su vida.”
    O sea, se trata de miles y millones de personas que buscan solución psicológica a diario en forma normal o desesperada, pero no encuentran una SOLUCIÓN REAL.
    Incluso se me ocurre que puedes dar pautas a las personas o unas guías de cómo saber si un especialista está funcionando en la solución de sus problemas.
    Digo todo esto y lo remarco, por que ? porque a mi me pasó, estuve como 10 años ANCLADO a un pseudo especialista en el cual abrí heridas pero no las sané, o sea, me fui a la bancarrota y una vida psicológica miserable pues viví en la depresión de preguntarme por qué no tenía éxito económico … por que ? pues porque esas cosas que me decían que haga simplemente no funcionaban y yo era el único tonto y burro que no me daba cuenta de que no funcionaba.
    Por otro lado, incluso he visto a esos pseudo profesionales que hacen uso de su profesión para sus fines propios, me encontré en eso a la persona que me arrendaba su casa, que es psic´+ologo, y el imbécil BARATO me Hipnotizó, aunque no le duró mucho pues como yo estaba consultando a varias personas de la salud uno se dió cuenta de ello y revirtió el proceso.
    Gracias.

    1. Hola Augusto, la verdad que ese tema creo que si lo he topado aunque no directamente pero si lo he dicho cuando son manejados para que sigan pagando por un servicio que no sirve, OJO que no son todos, pero ¿Cómo saber cuál es el honesto o sincero que al ver que no funciona lo que hace debe decir que no puede? Si hay formas o maneras pero lamentablemente estaría metiendo en el saco a todos ya que funcionan de la misma forma porque vienen de la misma clase de estudios (universidad). Puede ser que en un momento lo escriba directamente a los chantas como lo dices.

      Gracias por el comentario
      Roberto Sanahuano
      Máster en P.N.L.
      Terapias por vídeo chat

Responder a Roberto Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.